11 dic. 2008

Y repentinamente toco el piso con suavidad sin estar seguro de cuando lo toque. Miro hacia arriba y al parecer ahora no estaba cayendo, sino elevandome. El piso es solo un pedazo de nube que por casualidad encontre. Formado de palabras y pequeñas revelaciones. El piso aun no es estable pero el cielo no parece lejos. Quiza estoy mas de cerca de lo que creo, quiza no. Por ahora mantendre la esperanza debida mientras siento como me elevo.

No hay comentarios.: